Pese a que cada vez hay mayor conciencia sobre la importancia de mantener la salud mental, la depresión cada vez afecta a más gente y sigue siendo difícil de tratar. El primer obstáculo suele ser reconocer el problema; el segundo, encontrar una terapia que dé buenos resultados.

La depresión es una enfermedad clínica severa que afecta a alrededor de una de cada 10 personas, según los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC). El diagnóstico se hace en función de los síntomas del paciente, por lo que se considera un síndrome heterogéneo.

Ver artículo completo AQUÍ