Un cuarto caso del nuevo y mortal coronavirus que ha matado a más de 50 personas en China se confirmó en el sur de California.

El Departamento de Salud Pública de Los Ángeles confirmó el primer caso del virus en el condado.

La persona infectada se presentó para recibir atención una vez que notó que no se sentía bien y estaba recibiendo tratamiento médico, se describió en un comunicado.

“No existe una amenaza inmediata para el público en general, no se requieren precauciones especiales, y las personas no deben ser excluidas de actividades basadas en su raza, país de origen o viaje reciente si no tienen síntomas de enfermedad respiratoria”, dijo el departamento. dijo.

El departamento dijo que los residentes, estudiantes, trabajadores y visitantes deben continuar participando en sus actividades regulares y practicar una buena higiene, a fin de evitar la propagación de la enfermedad.

Las autoridades de California trabajan con los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) y otras agencias federales, estatales y locales para monitorear la “situación en rápida evolución”, luego de que se reportara un tercer caso en el condado de Orange.

El tercer paciente está hospitalizado en aislamiento en buenas condiciones. Su caso se registró tras un viaje desde Wuhan, donde es el epicentro del brote.

Ver artículo completo AQUÍ