El tamarindo es una fruta tropical que resulta muy peculiar y original debido a su forma en vaina y su pulpa color marrón con un interesante sabor agridulce. Aunque tiene su origen en África, es una de las frutas más populares en México en dónde suelen prepararlo en agua como un gran aliado para los días más calurosos del año.

Complementario a su inigualable sabor el tamarindo es una fruta que ofrece un gran valor nutricional, que se destaca por su extraordinaria riqueza en vitaminas sobretodo las del grupo B, C y E, por lo que es un gran alimento para fortalecer al sistema inmunológico. También contiene un importante valor en minerales entre los que se destaca su contenido en calcio, hierro, potasio, magnesio, zinc, fósforo y sodio.

Lo que sucede en tu cuerpo al ingerir agua de tamarindo:

1. Desintoxicarás y depurarás el organismo: El agua de tamarindo se destaca por su grandioso poder diurético, su alto contenido en nutrientes es un buen remedio para eliminar la retención de líquidos, toxinas, desechos alojados en el intestino y ayuda a bajar de peso.

2. Mejorará el funcionamiento digestivo: La pulpa del tamarindo se destaca por su contenido en una sustancia llamada tiamina también conocida como vitamina B1 a la que se le relaciona con sus grandiosos beneficios para facilitar la digestión, combate la distensión abdominal, las flatulencias y es un extraordinario aliado contra el estreñimiento.

3. El mejor aliado contra la inflamación: El tamarindo tiene un inmenso poder antiinflamatorio, en concreto se considera un gran aliado para combatir la inflamación en articulaciones y todo tipo de dolores musculares.

4. Reducirás los altos niveles de azúcar y colesterol en sangre: El gran poder antioxidante, su riqueza mineral y su alto contenido en fibra lo vuelven un gran aliado para regular y equilibrar los niveles de glucosa, colesterol y triglicéridos del organismo.

Ver artículo completo AQUÍ