La retinoblastoma hereditaria es un tipo de cáncer ocular que se presenta habitualmente en bebés y niños, pero que puede tener presencia también en la población adulta. Hoy repasaremos sus síntomas, causas, y la importancia que tiene una prevención temprana en el desarrollo de la enfermedad.

¿Qué es la retinoblastoma hereditaria?

Mayo Clinic indica que la retinoblastoma hereditaria es un cáncer ocular que inicia en la retina. La retinoblastoma incide especialmente en los niños pequeños, pero a veces puede presentarse en adultos y puede desarrollarse en ambos ojos.

La retinoblastoma hereditaria que se transmite de padres a hijos, está originada por mutaciones genéticas. Sin embargo, estas mutaciones no implican que el desarrollo de la enfermedad sea inevitable.

Síntomas

Los síntomas de la retinoblastoma se perciben fácilmente, lo que puede facilitar un diagnóstico oportuno. Los signos más evidentes son:

  • Hinchazón de los ojos
  • Enrojecimiento ocular
  • Color blanco en el centro del ojo (pupila) cuando un objeto brilla sobre él.

Por otro lado, es frecuente que un niño o bebé con retinoblastoma hereditaria tenga desviado el ojo con la afección.

Ver artículo completo AQUÍ