Microsoft lleva un tiempo persiguiendo un Windows sin contraseñas y, de hecho, ha ofrecido durante estos últimos años una serie de alternativas para conseguir ese objetivo. Ahora, el Windows sin contraseña ya está sobre la mesa, y llegará con una de las actualizaciones importantes de Windows del próximo año.

Aunque aún colean algunos de los problemas de seguridad de la actualización de mayo 2019 de Windows 10, los de Redmond ya  están pensando tanto en Windows 10 19H2 (del que ya tenemos algunas características) como en Windows 10 20H1, la primera gran actualización del sistema planeada para el año que viene.

Ver artículo completo AQUÍ